Las palabras y tu voz, modos de seducción

Es tan importante lo que decimos y cómo lo decimos. Si quieres seducir a ese chico que te quita el sueño también debes prestar atención a tus palabras y tu tono de voz. Para él debe convertirse en dulce melodía.

Es cierto que todo intento de relación empieza por el gusto y contacto físico. Nuestros gestos con las manos, nuestra postura, nuestro vestir y nuestro interactuar acompañan a la ceremonia del cortejo. Pero, un agregado tu favor será la voz.

Independientemente de que se quiera iniciar una relación, el intercambio de palabras da la potestad a la mujer de tomar la decisión de cortar el cortejo o continuarlo. Si muestras preocupación, atención selectiva y afecto en tus conversaciones fácilmente estarás enviando mensajes indirectos de interés hacia la persona.

Compartir este artículo

Ir a la barra de herramientas